domingo, mayo 6

Por curiosidad.


"Me muero de curiosidad de saber que sucederá" dice, piensa, sueña o soñará la gente. Siempre uno curioso por saber que pasó o que le pasará a uno ahora, mañana, en futuro cercano o lejano. Es algo innato en nosotros, me pregunto si durante el crecimiento se nos enseña de alguna manera indirecta ¿quizás? Hasta refranes hay, "La curiosidad mató al gato". Será que la curiosidad tenga que ver con la paz interna, ansiedad que siente uno o simplemente envidia. Supongo que hay distintas maneras o formas de curiosidad. El curioso intenso, el curioso descuidado, el curioso social y el curioso envidioso.

El curioso intenso es la tipicá persona que escucha un chisme y de inmediato corre a averiguar con lujo de detalles lo sucedido. No solo va a ver sino a propagar mas el rumor, lo agranda y de paso mete zizaña. Es como una adicción para el intenso por que cada día necesita escuchar algo que haya pasado con alguien, con ellos mismos, por su ciudad o basicamente en el mundo. Ejemplo las noticias, lo cual es algo muy bueno mantenerse enterado, pero volviendo al punto -- la curiosidad.

El curioso descuidado es aquella persona que pretende mantenerse al margen con los rumores pero cuando hay uno fresquesito no obstante y con delicadeza para el oido a escuchar. Simplemente se entera pero no habla. De curiosos escuchan pero no van a buscarla.

El curioso social es esa persona que realmente no le interesa en lo mas remoto pero igual escucha por curiosidad y se entera de aquellos rumores en eventos sociales y mas que chisme lo toman como tema de conversación. Ese tipo de persona que con un cocktail en la mano platicando gentilmente comentan acerca de lo ocurrido, jamás osarian a cotillear.

El curioso envidioso es aquel que bajo en autoestima y no complaciente consigo mismo va al rumor y en vez de desear el bien -- gruñe, amueca el rostro y pretende que no es nada comparado con lo que tienen ellos. Cuando en realidad siente envidia por que nunca han experimentado ese suceso y si por si acaso lo hayan hecho no habia sido de tal manera.

Envidia y curiosidad generalmente van de la mano. Obviamente hay casos distintos como el que probablemente usted esta pensando -- "¡yo no envidio!", diras. "Para nada", continúas. Puedes que estes en lo correcto como probablemente en lo incorrecto. ¿Quién sabe? lo unico acertado en todo esto es que la curiosidad esta en nosotros y es innato.

Asi que la próxima vez que te intrigue ver lo que tu mamá este cocinando o si tocan la puerta y te preguntes quien estara ahí, piensa en este simple blog de curiosidad. Por que tan solo por curiosidad entraste a leerlo.

1 comentario:

Anne Baylor dijo...

OLá...
Obrigada por sua visita ao meu mundo...
Gostei do teu blog.
Volte lá sempre que quiser ler bobagens!!!

Beijos.