miércoles, mayo 16

Lamentablemente.

Lamentablemente la soledad se a vuelto mi aliada. Sin ella no podría estar. Me he acostumbrado a ella demasiado, tanto que cuando alguien se me acercaba ella venia y las alejaba. Ahora distanciado de la soledad, queriendo a alguien que se arrime, no hay. Ella quieta y fiel decide quedarse y no dejar que vuele. Requiero de alguien que me acompañe en esta jornada que se llama vida. Ya estoy cansado de rodeos y jueguitos, empece un juego que nunca debí haber empezado. Aquel juego me costo mucho, demasiado diría yo. Por querer vivir algo que ya vivido me doy cuenta que es una pura mierda; quisiera regresar cuando lo hice y darme un par de bofetadas para reaccionar. Lamentablemente es demasiado tarde y lo único que queda es empezar nuevamente. Lo pude hacer varias veces, tantas que no las puedo contar, pero soledad continúa ahuyentandolas. El juego continuaba. Ahora solo, desamparado y con necesidad de calor añoro aquellas noches que tuve ese calor, lo desperdicie e hice sufrir a ellas, perdón, mis más sinceras disculpas. Entiendo que es demasiado tarde para disculpas pero ahora, un poco tarde comprendo, he logrado entender. Soledad alejate de mí o por lo menos quedate quieta y permiteme encontrar. El juego ha terminado. Cuando se aparezca déjala en paz. Lamentablemente en este momento siento angustia y un nudo en mi pecho. La garganta se me tuerce y quiero llorar. Sinceramente lloro y la depresión no cesa. Un simple soliloquio constante cada noche, ella y yo. Vete y dejame dormir replico constantemente. Su brisa cesante me toca la piel, se me eriza y recuesto mi cabeza en ella. No la aguanto más.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Pronto encontraras a alguien.


Saludos desde Mexico.

Diana Lopez dijo...

La soledad es la única amiga que nos logra ayudar a apreciar a la compañía, cuando esta llega. Lo difícil es entender la importancia que una relación con nuestro propio "yo" tiene para una relación con otro "yo".

perfecta desconocida dijo...

Parece mi biografia...me amiga soledad tampoco se quiere despegar de mi...pero es fiel no? eso no lo encuentras en todas partes.
Cariños
Gracias por tu visita...nos estamos leyendo